DISCURSOS  Y  REALIDADES

Dr. Álvaro Vero

La sociedad está siendo “bombardeada” por diferentes tipos de discursos, de diferentes motivaciones y frecuentemente alejados de la realidad.

Hemos leído el mensaje anual del Presidente del Centro Médico con motivo de los 65 años de vida y podría corresponder a otra organización pues no se ajusta, en mi visión personal, pese a provenir de un profesional de la salud con singulares valores.

Si supo o no la organización estar  a la “altura del inmenso desafío…asistencial” lo pueden valorar sus afiliados a través de los canales de comunicación habituales. Parecería que no concuerdan.

En cuanto al “ espíritu humanista” creo muy conveniente la prioridad que le está dando a ese concepto en materia de salud,,, ¿pero que se hará con aquellos perjudicados,acosados,vulnerados en sus derechos, funcionarios no médicos que supieron estar en congresos nacionales e internacionales de salud representando al CAM y hoy les desmerecen con tareas no correspondientes a su rango, además de otras formas de ejecutar la “autoridad” menoscabando éticamente y moralmente los valores institucionales ?¿O se sustituyeron por mejores capacitados ? ¿Será que en una nota de este tipo pueden olvidarse los nombres de los 33 médicos que fundaron el CAM? ¿Será que la institución es de todos? ¿Y que se agradece el esfuerzo? Estimado Dr. frecuentaba mi domicilio y mi familia, me conoce bien, conservo sus conceptos escritos sobre mi persona…”nosotros sabemos de tu formación y que sos una referencia” [….] “y la grandeza está en haber aportado sin esperar recompensa “.- Gracias por sus conceptos estimado Presidente hacia mi, pero parecería no ajustarse a la realidad. Poco importó mi experiencia porque total las “cosas peor no se podían hacer”…y hoy aplaude el trabajo de “fines de semana”, cosa que desde siempre se efectuó en la formación del CAM desde que tuvo 7000 afiliados. Ud. piensa que no es necesario un especialista en Salud Pública, Administración Hospitalaria, Epidemiología, etc. Y por supuesto quien dirigió para todo el interior con el BID el desarrollo de la informática médica durante 8 años. Ya podríamos haber desarrollado la telemedicina en el interior del departamento, y la investigación para la mejor gestión de salud. Estimado Presidente, recuerdo que eludió asistirme cuando cursaba un infarto en la emergencia del CAM.

En fin, las épocas no son más difíciles que otras, lo difícil es mantener los códigos y criterios de los 33 colegas olvidados que fundaron una sociedad de profundo valor social. Reviva las virtudes aristotélicas que son las mejores acciones y pasiones del alma, obrar bien y de acuerdo con la recta razón. No es motivo ésta reflexión de controversias, es que no existen canales de comunicación normales desde hace varios años en la organización. Ud. puede dar valor y vigencia a los conceptos invocados en misivas actuales: empatía, prudencia, humanismo y racionalismo profesional. Hoy reina el atavismo administrativo, la anomia reglamentaria,  los cargos de confianza infinitos y el lucro de servicios externos. Hay mucho para hacer,las consultas presenciales necesitan de un programa innovador, la emergencia de la misma forma, los jefes de servicio en el MSP y las direcciones serán llamados a concurso en breve, ¿no será una buena práctica ?, ¿seria importante que el CAM gestionara las camas de internación culminando el eficacia conocido como “de agudos” ?¿porqué se sigue ignorando la sala de cirugía y trasladando equipos a otros centros privados ?,claro que se puede pero ¿no será que existen intereses gerenciales conjuntamente con los  intereses personales en las empresas médicas ? ¿O será que ocuparon cargos de altas direcciones del CAM accionistas de sociedades anónimas?

Quizás una auditoría externa administrativa, contable, técnica le sea de valor para ver los apartamientos de las normas y de la ética profesional.

Yo se la propuse en el 2016, fundamentada en más de 150 folios, y no me fue aceptada según recuerdo. En fin ,todo cambia menos las necesidades de salud que cada vez serán mayores y diferentes y para las cuales en su nota admite carencias y omisiones involuntarias,,,pero ahora llegó el momento de reformular el escenario que ya venía en deterioro y al que jaqueó definitivamente la pandemia. SE PUEDE; lo difícil es la redención de todos aquellos a quienes agredieron y el justo reconocimiento del daño perpetrado, en muchos casos irreversibles.-

No olvidemos la postura de Salto frente a la pandemia “estamos haciendo las cosas tan bien que no tenemos enfermos”criterio manejado por las autoridades públicas y privadas ignorando la gravedad y llegando a “conquistar” los indicadores peores del mundo. La salud del departamento merece trabajo y respeto.- más que discursos.-

-Especialista en Salud Pública y Administración Hospitalaria-Internista.-

 

 

 

 

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.