LA  CARRERA  PROFESIONAL MÉDICA

 

Por Dr. Álvaro Vero 

La carrera profesional en el sector salud  ha  sido objeto de discusión y estudio desde 1943 en que se comienza a discutir la necesidad del Colegio Médico con fines de capacitación pero también de acreditación médica mediante la “recertificación”.-  Existen viejos documentos donde se aprecia que no todos los objetivos planteados se plasmaron en los propósitos estatutarios.-

De ser profesionales eminentemente liberales en la primera mitad del siglo XX han pasado a convertirse en asalariados de grandes corporaciones tanto públicas como privadas. Esta “proletarización” acarrea consecuencias trascendentes y los convierte en un grupo ocupacional más, con vocación de conseguir un estatus profesional que asegure la estabilidad laboral acompañado muchas veces por el sentimiento de frustración (Burn Out).-

Por otro lado en el seno de las organizaciones empleadoras el médico encuentra cada vez más dificultades para mantener la capacidad de organizar su propio trabajo y definir las áreas de su actuación.- Entra en la rutina y encuentra dificultades crecientes para defender el elevamiento de su capacitación ,ignorando capacidades y conocimiento. Seguramente le será difícil participar en la toma de decisiones, el trabajo bien hecho seguramente no será apreciado por la burocracia “política” que sólo se importa de mantenerse atornillada despreocupada por los valores de la salud. Se generan niveles de compromiso limitados, acrecentando el poder de los “gestores” o lo que es peor tejiendo por fuera sociedades que confunden intereses colectivos con los propios de anónimas con fines de lucro.”  personas de confianza”-

No es infrecuente encontrarse con médicos que viven a tiempo parciales su profesión, la vida ociosa o familiar, y se sienten incómodos con el compromiso de autorregularse, de mantener su competencia al día, ser referenciado por el público y colegas, y de rendir cuentas a la sociedad.-

De la misma manera es frecuente encontrarse con médicos que muestran desapego hacia asociaciones profesionales, las cuales también muchas veces no son capaces de cumplir con sus cometidos (éticos y gremiales) que deberían liderar en tiempos de cambio y de crisis como los actuales.

En tanto los sindicatos y gremios merecen nuestro respeto absoluto pues constituyen los legítimos representantes de los trabajadores y deben estar presentes en todo aquello que afecte las condiciones laborales, pero es obvio que sobre los conocimientos y habilidades de un profesional sólo deben opinar aquellos que están preparados científicamente para hacerlo  (Facultad de Medicina, Sociedades científicas, Colegio Médico, Comités de expertos), y evitar la intromisión gremial o política.-

La homologación de los profesionales en su saber genera una “acreditación” que debería permitirles progresar en la carrera, de no estancarse en determinado nivel, sin que el ingreso económico sea la única motivación.-

Hoy se asiste a una normativa laboral expresada por los laudos que desde 1965 ( salud-grupo 50) ha permitido normalizar cargos y funciones, generando múltiples decretos convenidos a lo largo de los años pero que no establece ni puede niveles de capacitación-sino de cargos ,horarios y retribuciones)

Pero “Carrera Profesional”  se considera el derecho de los profesionales a progresar de forma individualizada, a niveles superiores previamente definidos, como reconocimiento al desarrollo de conocimientos, experiencia, responsabilidad y la mayor adecuación a su aptitud, capacidad y cualidades personales.-

La generación de prestigio y diferenciación visible es necesaria para la confiabilidad del sistema y eso admite la pormenorización del profesional con los apoyos institucionales necesarios.

Para eso se necesitan líderes capacitados, reconocimiento a los mejor formados y no insistir con amauterismos,favoritismos,amiguismos,nepotismos y alianzas comerciales, cuyos resultados están a la vista.- En salud hay un solo verticalismo que es el conocimiento y no los cargos burocráticos.-

 

 

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.