15 años de la partida del Dr. Eduardo Martínez Barreix

15 años de la partida del Dr. Eduardo Martínez Barreix el recuerdo de su hija Dra. Valentina Martínez:

“Hace quince años te fuiste al cielo, mi papá , al que todos conocían como ” Lalo” , al que todos dijieron no puede ser que injusticia, un hombre lleno de vida y sabiduría partió en pleno apogeo.

Fue difícil entender que ya no estabas más en este plano, que no iba a ver más a mi papá, ese hombre con ojeras de poco dormir , sin embargo siempre alegre, llegando en su gol rojo , muchas veces a contra reloj para llegar en hora a la junta departamental, a las audiencias, a caminar por los barrios de personas trabajadoras para escuchar sus inquietudes, a tener empatía siempre por el empleado que sus derechos no se vieran afectados, el que tenía esa capacidad infinita de aceptar a cada persona como era , el que podía conciliar con todos los partidos opositores, porque su espíritu siempre era conciliador, sabia que era la única manera de que los proyectos fueran viables y se concretarán.

El que hizo infinitas cosas por el departamento de forma desinteresada, desde enterarme luego de tu partida que salias de garantía para prestamos de personas trabajadoras sin que temblará el pulso y en silencio, el que sabía dar todo sin esperar nada cambio, vivir con lo justo y necesario, saber que en la simpleza se logra la felicidad, parece que te recuerdo diciéndome a mi y a mis hermanos a mamá, miren que hermoso RIO, el que llego de Montevideo y más nunca se quiso ir de Salto, porque se sentía un salteño, amaba cada rincón de su departamento, el que supo ejercer la profesión con dignidad, primero la ética siempre, el que le brillaban los ojos cuando veía a sus hijos y a mi mamá, porque a pesar de estar divorciado sabia que ella era la mujer que le había dado lo más valioso de su vida sus hijos y la que lo hizo conocer este hermoso departamento, el que me supo demostrar como se puede llevar un divorcio con amor aunque parezca una paradoja, porque estando ya no casados, trabajaban juntos y se consultaban todo siempre en pos de lo mejor para sus hijos.

Papá tendía tantas cosas para decirte que podría pasar días escribiendo, pero hay una que lo resume todo, gracias por ser mi padre y no por haber sido, porque se muere solo cuando no siente más y yo te siento todos los días a mi lado , y entiendo con los años que nadie tan sabio puede estar en este mundo por eso Dios te llevo temprano, .si volvería a nacer aún sabiendo que a mis 18 años nuestra forma de comunicarnos iba a cambiar te volvería a elegir infinitamente como a mi mamá. Soy una privilegiada de haber tenido a mis papas en este plano y ahora acompañándome desde el cielo.

Gracias a la vida por haberme dado tanto y seguir dándome tanto. Te adoramos por siempre tus hijos. Valentina, faustina y Diego y tus nietitos Santiago, Guadalupe Inés e Ignacio

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.